Newsletter

17.Mar.2021

DISCOVER JAPAN

Viaje a Nikko

Hoy me gustaría presentarles Nikko, que se encuentra a unas 2 horas y 30 minutos de Tokio.

Nikko (日光) es una ciudad situada a la entrada del Parque Nacional de Nikko y es más famosa por el santuario Toshogu, el santuario más profusamente decorado de Japón, y mausoleo de Tokugawa Ieyasu, el fundador del shogunato Tokugawa. Es especialmente conocido por su enorme lago, está a sólo dos horas en tren del centro de Tokio, así que echa un vistazo a nuestro itinerario sugerido para una excursión de un día.
Nikko ha sido un centro de culto sintoísta-budista en las montañas desde antes de que se construyera el santuario Toshogu en el siglo XVII, y el Parque Nacional de Nikko sigue ofreciendo paisajes montañosos, lagos, cascadas, aguas termales, monos salvajes y rutas de senderismo.
Estuve en Nikko dos días en invierno. Es una ciudad preciosa cubierta de nieve. Fui a Nikko en tren usando el Nikko Pass (Patrimonio de la Humanidad) que se puede pedir por internet o en la oficina de la Tobu Line en Asakusa. Ese pase de 2500 yenes incluía el transporte de ida y vuelta a Nikko, viajes ilimitados en autobús durante dos días y un 20% de descuento en muchas atracciones turísticas.

Recomiendo encarecidamente ir a Nikko en invierno. La nieve hace que el paisaje sea muy bonito y las vistas desde el tren eran increíbles.

Lo primero que hicimos al llegar a Nikko fue visitar el Santuario Futarasan.
Se puede ir desde la estación de Nikko a pie o en autobús.
Desde la estación de Nikko, se tarda unos 45 minutos caminando por un bonito camino forestal.
La entrada cuesta 200 yenes, pero dentro hay una casa de té donde puedes tomar una taza de té verde, que estuvo muy rico.
En el Santuario Futarasan, el punto de referencia es un gran pájaro dorado, que se encuentra junto al puente Nikko Meibashi.

Shinkyō (神橋, Shinkyō, “puente sagrado”), que se encuentra a la entrada de los santuarios y templos de Nikko, pertenece al Santuario Futarasan.
Es uno de los tres puentes más bellos de Japón, junto con el Santuario de Konpira en Iwakuni y el Puente de Saruhashi en la Prefectura de Yamanashi.
Podrás disfrutar del hermoso paisaje de árboles verdes reflejados en la tranquila superficie del lago. También hay instalaciones turísticas en los alrededores, donde se puede experimentar la cultura y la historia de Okutama.
El atractivo de Hakone es que se puede ir al famoso Santuario Toshogu desde el Santuario Futarasan. El templo bajo la nieve es tan majestuoso y maravilloso.

Nikko Toshogu (日光東照宮, Nikkō Tōshō-gū) es un santuario del linaje Toshogu en la prefectura de Tochigi, Japón.
Se encuentra en el Parque Nacional de Nikko, cerca de la ciudad de Nikko. También forma parte del Santuario y Templo de Nikko.
Allí están los tres monos sabios.
Después de ir a Toshogu, nos alojamos en un hotel cercano al templo y nos despertamos el segundo día con una hermosa vista sobre las montañas.
El segundo día fuimos al lago Chuzenji, que nos tomó una hora en autobús (estaba incluido en el Nikko Pass, de lo contrario costaría casi 4000 yenes ir y volver al lago).

El lago Chuzenji (中禅寺湖, Chūzenjiko) es un pintoresco lago situado en las montañas de la ciudad de Nikko. Está situado a los pies del monte Nantai, la montaña sagrada de Nikko. El valle fue bloqueado por una erupción hace unos 20.000 años, creando el lago Chuzenji.
Aquí hay algunas fotos del lago, las vistas eran increíbles.

Muchas gracias por leer. ¡Nos vemos en el próximo blog!

top