Newsletter

05.Nov.2020

DISCOVER JAPAN

Entrenamiento en el gimnasio

Mantenerse en forma se está volviendo cada vez más popular entre los jóvenes en estos días. En mi caso, no voy al gimnasio muy a menudo, ni siquiera por ratos cortos. Pero cuando tengo algo de tiempo libre, voy. Así que me gustaría compartir mi limitada experiencia con ustedes y darles una pequeña comparación de los gimnasios en Japón y a los que he ido antes de venir aquí.

La mayoría de los gimnasios de empresas privadas están en el mismo rango de precios, 7.000-10.000 yenes al mes (unos 66-100 dólares / 56-80 euros) más o menos. Algunos gimnasios y centros deportivos locales ofrecen promociones (mensuales) más baratas que las habituales, y en algunos el cliente paga cada vez que usa las instalaciones del centro deportivo.

Es un poco más barato pagar sólo por los días que vas. (Si solo vas unas pocas veces al mes, puede ser más económico). A veces hay descuentos especiales durante determinados días o temporadas especiales. Pero en su mayor parte, tienden a ser iguales. Personalmente, creo que es más caro que en el Reino Unido, donde hay descuentos para estudiantes. En contraste con los precios anteriores, los gimnasios locales en el Reino Unido eran muy baratos, alrededor de 1.500-3.000 yenes (14-28 dólares / 10-20 libras).

a mayoría de los gimnasios en Japón se sienten pequeños y compactos. Esto es normal en Japón, ya que tiende a ser el caso en muchos lugares (alojamientos, escuelas, tiendas, restaurantes, etc.).
Sin embargo, esto puede ser molesto para los clientes que pagan mucho dinero y sólo tienen acceso a equipo e instalaciones limitados.
Los centros deportivos, por su parte, cuentan con otras instalaciones deportivas como boxeo, baloncesto y natación, por lo que generalmente suelen ser más grandes que los gimnasios.

En Japón, intentamos hacer el menor ruido posible mientras entrenamos y levantamos pesas. Esto puede ser un poco diferente que en otros países. También es mejor mantener la música y el ruido al mínimo.

Si tienes tatuajes, tienes que cubrirlos. Los tatuajes en Japón solían asociarse con la yakuza, y aunque esa imagen ha cambiado en los últimos años, la gente sigue frunciendo el ceño en muchos lugares públicos, así que es mejor cubrirlos. Algunos gimnasios no te permiten inscribirte si tienes tatuajes.

Y trata de evitar el uso de tu smartphone tanto como sea posible. Si usas una aplicación para tu entrenamiento, está bien, pero es mejor que lo guardes en tu bolso o bolsillo a menos que lo estés usando para escuchar música, Tampoco se permite tomar fotos en el gimnasio o cargar el teléfono celular (salvo en las áreas designadas).
Si estás haciendo ejercicio sentado en una bicicleta u otra máquina, puedes usar el teléfono celular excepto en los lugares donde no está permitido, como cerca de equipos o áreas de entrenamiento. Yo tiendo a evitar el uso del teléfono, así que no es un gran problema para mí, pero prefiero la libertad que había en Libia y el Reino Unido y otros países en los que he estado antes, de usar los teléfonos celulares.

Los gimnasios privados están abiertos las 24 horas del día, los 7 días de la semana y solo cierran si es necesario realizar alguna reforma. El horario de trabajo del personal es de 8 a.m. a 8 p.m. Por otro lado, los centros deportivos no están abiertos las 24 horas del día y tienen más días libres, pero el personal trabaja más o menos a las mismas horas. Ambos tipos de gimnasios ofrecen entrenadores personales, asesoramiento y servicios relativos a la orientación de un estilo de vida saludable, así como instalaciones a disposición de los clientes. También se puede alquilar ropa y zapatos deportivos y pelotas de baloncesto.

Aquí concluye el blog sobre los gimnasios en Japón. Si te interesa, no dudes en ir a uno de estos gimnasios.

top